Grupo de trabajo de Clacso repudió asesinato de joven mapuche

ARGENTINA | ORGANIZACIÓN (Buenos Aires – MAR.28.NOV / ESPECIAL Prensa CLACSO) – Este lunes 27 de noviembre el Grupo de Trabajo CLACSO Indígenas y espacio urbano, emitió un comunicado público “en repudio al asesinato de Rafael Nahuel y a la represión de los pueblos indígenas y al pueblo mapuche”, en el cual “exigieron el efectivo cumplimiento de los derechos de los pueblos indígenas en Argentina y la región”.

El Grupo de Trabajo CLACSO Indígenas y espacio urbano invita a “leer la Declaración y a difundirla entre sus redes” en el marco de un nuevo caso de lo violencia contra la comunidad mapuche en Argentina.

A continuación compartimos el texto del comunicado emitido por el Grupo de Trabajo CLACSO Indígenas y espacio urbano:

La dirección y los miembros investigadores del Instituto de Ciencias Antropológicas de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires (ICA-FFyL-UBA), el Grupo de trabajo “Indígenas y espacio urbano” del Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales (CLACSO), el Programa Permanente de Extensión, Investigación y Desarrollo en pueblos originarios de la Argentina, junto a otros programas y proyectos radicados en la Secretaría de Extensión Universitaria y Bienestar Estudiantil (SEUBE) de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires (FFyL-UBA), repudiamos los gravísimos hechos de las últimas horas en la zona del Lago Mascardi, ubicado a unos 35 km de San Carlos de Bariloche, Provincia de Río Negro. Así como en la propia ciudad, cuya brutal represión por parte de la Policía Federal y la Gendarmería Nacional, ha tenido el trágico saldo de la muerte (asesinato) de Rafael Nahuel, un joven mapuche de tan solo 22 años. Asimismo, otros dos mapuche se encuentran en el hospital de Bariloche heridos con balas de plomo, a lo que se debe sumar múltiples hechos de violencia que transcurrieron por estas horas en la ciudad.

Hace tan solo tres días, advertíamos a través de un comunicado la gravísima represión a la comunidad mapuche Lafken Winkul Mapu los pasados 23 y 24 de noviembre, cuando menores de edad (niños) de la comunidad fueron detenidos durante varias horas en la comisaría de la Policía Federal de Bariloche, separados de sus madres y demás familiares, vulnerando las más elementales normas que rigen en un estado de derecho y desde ya violando las convenciones internacionales sobre los derechos de los niños y niñas.

Estos acontecimientos no sorprenden ni son casuales. Desde hace un tiempo, con la gestión actual del Ministerio de Seguridad de la Nación, la anuencia de los medios de comunicación hegemónicos nacionales y regionales, y mensajes en algunos grupos en redes sociales, se ha comenzado un proceso de demonización y estigmatización de un supuesto “otro interno”, como peligroso interno, encarnado en el pueblo originario mapuche y en menor medida en otros pueblos. Dicha demonización estigmatizante, con consecuencias represivas de notable gravedad cuando resulta gestionada desde el Estado, se producen en el marco de la gran avidez especulativa que va cobrando los territorios patagónicos ante el avance voraz de las políticas neoextractivistas.

Al mismo tiempo repudiamos el tratamiento que los diversos medios de comunicación vinculados al poder político y económico dieron a estos hechos, intentando imponer la idea de “enfrentamiento”, como si se tratara de una pelea entre dos grupos en igualdad de condiciones.

Sin embargo, el grupo armado con balas de plomo que disparó contra población civil, es parte de las fuerzas de seguridad del Estado Nacional. El hecho que la persona fallecida y los heridos sean de uno solo de los supuestos “bandos”, no solo nos exime de mayor comentario sobre la verosimilitud del supuesto “enfrentamiento”, sino que nos obliga a denunciar la similitud de este accionar con la desplegada en los momentos más oscuros de nuestra historia.

La vulnerabilidad institucional democrática que se vive por estos momentos, la represión ejercida sobre distintas comunidades del país, la desaparición seguida de muerte de Santiago Maldonado y la existencia de presos políticos indígenas en distintas provincias (Chubut, Neuquén, Jujuy, Formosa, etc.), nos obliga a plantear la problemática con la responsabilidad, seriedad y a la vez advirtiendo la creciente gravedad de estos hechos.

Por ello, exigimos a las autoridades de los diversos poderes, e instamos a las instituciones involucradas y medios de comunicación al efectivo cumplimiento de los derechos de los pueblos indígenas previstos en la Constitución Nacional (art. 75º, inc. 17º), diversos convenios internacionales (Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo), así como otras legislaciones nacionales, provinciales y locales. Convocamos a toda la Comunidad Académica y a la sociedad en su conjunto a manifestarse frente a estos graves hechos. Exigimos una profunda investigación, juicio y castigo a los culpables.

Noviembre de 2017

Grupo de Trabajo CLACSO

Indígenas y espacio urbano

Aporte comunicacional:

Fabiana Frayssinet

Coordinadora de Comunicación y Prensa

CLACSO / Argentina

Noticias relacionadas:

Comparte esta noticia...Share on RedditShare on Google+Email this to someonePrint this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *