Afrodescendientes, Aristóbulo y la retoma de la agenda de los movimientos sociales.

VENEZUELA | Por Diógenes Díaz – La caracterización política más sucinta de la región se puede describir como el reimpulso de la extrema derecha con el único objetivo de frenar los avances de las conquistas de los movimientos sociales y populares alcanzados en los últimos tiempos. Aniquilar los gobiernos progresistas y democráticos significa golpear los sectores populares, incluyendo directamente los afrodescendientes, como factor social importante en la construcción de esos cambios políticos. Los errores imperdonables de los gobiernos populares como la continuación de la corrupción, la centralización del poder ejerciendo un autoritarismo y el distanciamiento de sus bases sociales no significan la renuncia al proceso de transformación de nuestras sociedades. Implica el ejercicio de una crítica constructiva, el desplazamiento de las desviaciones de derecha y la confrontación con esos círculos de derecha que engañan y se burlan de las expectativas del pueblo de calle. Frustrar esa esperanza es un peligro.

En el caso de Venezuela en otros artículos hemos denunciado la desaparición de la agenda afrodescendiente en el gobierno. En contradicción con la esencia del mismo proceso revolucionario y en un acto de deslealtad con el legado del presidente Chávez. Hay varios factores claves a nuestra manera de entender porque esta nueva exclusión. El racismo estructural como primera fuente de rechazo de la inclusión, las mentalidades políticas aun siendo muy avanzadas fueron formadas, pese a pasados marxistas, sobre una óptica eurocéntrica que trae como paquete racista una voluntariosa ignorancia sobre el África y sus aportes a la construcción. Hay un elemento en lo político importante, la creencia que el hacer de la política es patrimonio de los partidos políticos y en consecuencia quien ocupa un cargo de gobierno, el clientelismo, el populismo y el compadrazgo como parte de una cultura política que no permite el reconocimiento de los verdaderos liderazgos y castras las luchas populares y media en la defensa de los derechos conquistados. La cooptación de dirigentes de los afrodescendientes, la ocupación de altos cargos y la imposición de una agenda desde el gobierno diluye los movimientos sociales en la estructura burocrática, quitándole soberanía intelectual, autonomía y la independencia de criterios. NO SE PUEDE EJERCER NI LA CRITICA NI LA AUTOCRITICA PORQUE AHORA COMO MOVIMIENTO SOCIAL SOMOS GOBIERNO.

La relación de los movimientos sociales con los gobiernos progresistas nunca puede ser de subordinación, ni dependencia ni de subestimación, La agenda de los gobierno debe salir del seno de los movimientos sociales afrodescendientes, que definimos todo tipo de organización nacida en las comunidades afrodescendientes cuya lucha tenga como vocación la transformación de la realidad, aquella donde la pobreza, la miseria y la violación de sus derechos, sean su característica como comunales, culturales, feministas o educativas por nombras algunas. La representación del movimiento social no es aquella que asumen inconsultamente, funcionarios del gobierno, oportunistas en busca de trabajo o cazadores permanentes de financiamiento para su agrupación musical. O son funcionarios públicos o son realmente dirigentes sociales que respondan con sus actuaciones a los interese colectivos. Es muy fácil cobrar su quincena y creerse que representa a comunidades, peor el caso que ni esas mismas comunidades se enteran que hablan en su nombre.

La designación de Aristóbulo Isturiz podemos asimilarlo como un buen gesto de rectificación, realmente de los pocos gestos. Reconocemos su experiencia, capacidad y olfato político y respaldamos su rol principal en aglutinar las fuerzas políticas y populares para reconciliarlas con el gobierno. Porque ciertamente el gobierno andaba por un lado y las fuerzas sociales caminaban por otra vereda. En el caso de los afrodescendientes, el gobierno representado por CONADECAFRO anda desde cuatros años solo sin una política como ente del estado pero distanciado de los movimientos sociales. Mucho cuidado en creer que una red afro son los afrodescendientes en su totalidad. La postura política sobre el desconocimiento del comité promotor del congreso de la patria como primer error del vicepresidente lo dejamos claro en un documento publico http://www.movimientos.org/es/content/declaraci%C3%B3n-de-los-movimientos-afrodescendientes-de-venezuela. El llamado a una respuesta de calle en defensa de nuestro proceso bolivariano, contra las maniobras de la derecha internacional y las acciones golpistas la acompañamos, parar a la derecha nacional es contribuir a frenar el resurgimiento de nuevas formas de racismo que reaparecen en el mundo, salir a la calle es retomar la agenda dejada por el presidente Chávez y la reincorporación de una agenda afrodescendiente en el gobierno del Presidente Maduro.

Proponemos un plan de acción que arranque con la declaración del Decenio de los Afrodescendientes por parte del Presidente Maduro, la destitución de la junta directiva de CONADECAFRO y proponer un equipo de trabajo desde las bases de los afrodescendientes, reimpulso de INCODIR y fortalecimiento de los espacios en otras instancias en el gobierno de competencia en el tema afrodescendientes. Las gestiones que comiencen en esta nueva etapa debe ser consecuencia de un debate político y crear un plan de acción que debe ser respetado por quienes sean designado en esos cargos, no podemos permitir como lo hace la Presidenta de CONADECAFRO que sea un espacio para sus caprichos y prácticas clientelista, O rectificamos o contribuimos a que esto se acabe.

Este martes 21 de junio participaremos en la marcha afrodescendientes en defensa de nuestra patria, acompañaremos a quienes diariamente hacen cola, defiende el legado de Chávez y luchan por sus derechos. Desde lejos veremos a quienes disfrazados de líderes, imitadoras de Piedad Córdoba u oportunistas de pasillos se quieran tomar la foto detrás de Aristóbulo. Sus miserias no descalifican las luchas históricas que vendrán por nuestras comunidades afrodescendientes. Los espacios de lucha están en las calles no sobre las tarimas.

Diógenes Díaz

Vocero Internacional

Movimiento Social Afrorevolucionario de Venezuela

Juan Ramón Lugo

diogenesd@gmail.com

Comparte esta noticia...Share on Reddit
Reddit
Share on Google+
Google+
Email this to someone
email
Print this page
Print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *